Fecha: 22 de Febrero de 2020

Plazas: 25 personas.

Hora: 10:45

Lugar: Iglesia de Santa Catalina. Calle Alhóndiga, s/n, 41003 Sevilla

Precio: Asociados: Adultos 5€ y menores de 16 años 2€

Los interesados pueden apuntarse pulsando este botón ¡Inscríbete!  

Después de pasar 14 años cerrada por obras, la iglesia de Santa Catalina ha vuelto a abrir sus puertas al público. Aprovechamos esta ocasión para conocer una de las joyas de nuestra ciudad, cuya mezcla de estilos arquitectónicos la convierten en uno de los templos más originales de la ciudad.

Es una de las primitivas parroquias de la ciudad de Sevilla, originaria del siglo XIII, inicialmente gótico mudéjar, pero que recibió importantes transformaciones en los siglos XVI, XVIII, época de mayor esplendor, en que se construyó la barroca capilla sacramental, que se ha completado con las reformas de los siglos XX  y XXI.
En estos últimos años ha estado cerrada a causa de la última reforma, finalizada en 2018.

Visitaremos tanto el exterior como el interior, donde destaca la Capilla Sacramental, incluida la cripta con las últimas excavaciones y subiremos  a su torre.

Dedicada a Santa Catalina de Alejandría. Fue una santa romana siglo IV, reina virgen y mártir,  invocada para evitar la muerte súbita. Santa auxiliadora, su culto se difundió muy pronto por toda Europa en el siglo XII, de manos de los cruzados, siendo patrona de los barberos y de la orden de los Dominicos. Se la representa con corona, palma de martirio, rueda y espada.

Exterior

La puerta principal en los pies de la nave principal es gótica ojival. Le sigue tras un atrio una puerta mudéjar procedente de la iglesia de Santa Marina, que está decorada con imágenes entre las que se distingue Santa Lucía  a su lado un azulejo de la Virgen del Carmen y una Cruz de forja testigo de un antiguo cementerio adosado a la iglesia.

Las puertas laterales son más sencillas. A cada  lado de la puerta  izquierda, vemos  los retablos cerámicos del Cristo de la Exaltación  y Santa Lucía. Junto a la puerta del  muro derecho se sitúa la torre mudéjar de ladrillo. A la iglesia se le adosan la capilla neomudéjar de la Hermandad de la Exaltación y la capilla Sacramental. En su fachada, dos ventanas adornadas  con símbolos eucarísticos y en su barroco cimborrio, la imagen de la Fe.

Interior

Templo de tres naves separadas por pilares cubierta de artesonado y el presbiterio con bóveda de nervadura gótica, en el suelo con zonas cubiertas de cristal se puede observar la cripta recientemente excavada.

Altar mayor: Barroco  del siglo XVII, presidido por una imagen de Santa Catalina del siglo XVIII

Destaca la Capilla Sacramental, en la cabecera, con reja hacia el presbiterio y la nave. Barroca recargada de diseño de Leonardo de Figueroa en el siglo XVIII. Está cubierta con cúpula bellamente decorada y linterna.

El retablo e imágenes son de los hermanos Hita del Castillo, muy recargado, lo preside la Inmaculada, junto a las imágenes de Santo Tomás de Aquino y San Juan Nepomuceno. En el ático, San Sebastián con Santa Justa y Rufina. En los laterales podemos ver varios cuadros de motivos eucarísticos, destacando el retablo del  Cristo del Perdón, Ecce Homo en pintura renacentista de Pedro Campaña, le acompaña las imágenes de San Isidoro y San Leandro.

Visitaremos otros retablos disfrutando de este admirable edificio.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies